Ministerio Hispano Sola Gratia

MINISTERIO HISPANO SOLA GRACIA

DOMINGOS 10:45 A.M.

La mayoría de las personas en el mundo no tienen experiencia de una alegría profunda y duradera.
A pesar de que es algo que todos anhelamos desesperadamente, la seguridad de que la verdadera felicidad se puede conocer, por completo y para siempre, es la esperanza de que miles de millones de personas vivan todos los días sin ella. Esto es una tragedia.

Ministerio Hispano West Hills Community Church; tiene la misión de cambiar eso. Nuestro objetivo es ayudar a las personas en todas partes a abrazar una verdad profunda que cambia todo sobre la vida y la eternidad. Y declararlo al mundo es el por qué existimos. El deseo de Dios no es solo levantar personas con un mensaje y una visión, sino también gozarnos en la alabanza y la oración. Te invitamos cada Domingo a unirte a nosotros en este trabajo.

Todo lo que estudiamos aquí en Ministerio Hispano existe para guiarle hacia el gozo eterno en Jesucristo.  La vida es difícil y, a menudo, nos deja haciendo preguntas difíciles sobre Dios.

Escuche a Dios mismo responder estas preguntas en la Biblia.
-¿podemos realmente escuchar a Dios hablar leyendo la Biblia? ¡Absolutamente!
Aprenda a conocer a Dios a través de su palabra.
Al alimentar nuestras mentes con la verdad día tras día, nuestros corazones crecerán para ver a Dios como un tesoro satisfactorio. Cuando Jesús habla, escuchamos.
Eso tiene sentido, ¿verdad? Jesús es aquel a quien se le ha dado toda autoridad en el cielo y en la tierra ( Mateo 28:18) Es a él a quien se doblará toda rodilla ( Filipenses 2:10), aquel a causa del cual todas las tribus de la tierra llorarán ( Apocalipsis 1: 7), y de quien se ejecutará la furia de la ira de Dios (Apocalipsis 19:15).
Jesús tiene ese tipo de supremacía, entonces lo que dice es importante.
Por lo tanto, en virtud de su poder y gracia, porque él es el Soberano y nuestroSalvador, cuando le dice a su iglesia que haga discípulos de todas las naciones, realmente queremos hacer eso.
Jesús nos ordena que “vayamos”, por su autoridad, “y hacer discípulos de todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, enseñándoles a observar todo lo que les he mandado”. ( Mateo 28: 19-20).
Sin embargo, esto plantea una pregunta fundamental, una que incluso tiene prioridad sobre los ” cómo” del discipulado. ¿Qué significa realmente ser un “discípulo” de Jesús? Si vamos a hacer discípulos, necesitamos saber qué es eso.
“Un discípulo de Jesús es un adorador, un siervo y un testigo”.

Significa, en otras palabras, que con gusto buscamos más adoradores-siervos-misioneros. Lo que quiere decir que un discípulo de Jesús hace discípulos de Jesús, como Jesús nos lo dice ( Mateo 28: 18-20).

Y, por supuesto, cuando Jesús habla, escuchamos.